Volver a los detalles del artículo Uso de óxidos magnéticos para la reducción del CO2 Descargar Descargar PDF